jueves, junio 16, 2005

Los fachaprogres contra la manifestación por la familia

Por su interés, porque ilustra muy bien un determinado tipo de mentalidad "progresista", reproduzco aquí una entrada de una bitácora que no recomiendo a nadie y un mínimo "diálogo" en el que participé. Pasen y vean un ejemplo de aquello de "nosotros somos los demócratas y los demás son unos fachas. Punto redondo".

La opinión alternativa (así se llama el engendro)
Las canciones y los lemas de la manifestación del 18-J. Para aquellos que al leerlos se crean que la cosa va de coña, no, lo he obtenido de las recomendaciones oficiales para los manifestantes.
Tienen un toque entre trasñochado y casposo bastante inquietante.
Con la música de aquella canción de los 60 “no te quieres enterar ye, ye, ye ye, que te quiero de verdad”:
NO TE QUIERES ENTERAR, YE, YE, YE YÉ
QUE QUIERO PAPÁ Y MAMÁ YE…
Y QUE POR MUCHO, MUCHO QUE TE EMPEÑES,
NO PODRÁS CAMBIAR LA REALIDAD…
El matrimonio verdadero, no es un juego, Zapatero
Damos testimonio, el gay no es matrimonio.
No a la adulteración, de matrimonio y adopción.
No al desmadre, queremos madre y padre.
Lo natural es lo ideal
Si esto es matrimonio, yo me voy al manicomio
Las familias de verdad, queremos libertad
La familia de Verdad, un papá y una mamá
FAMILIA UNIDA ¡¡JAMAS SERÁ VENCIDA!!
ZAPATERO, TÚ SÓLO /DIALOGAS CON ZEROLO
QUÉ ALEGRÍA, SOMOS MAYORÍA!
¡PARA LEGISLAR, HAY QUE DIALOGAR!
NO A LA GUERRA… CONTRA LAS FAMILIAS.
Y LUEGO DIRÉIS QUE SOMOS CINCO O SEIS.



Comentario de este ciudadano en la bitácora en cuestión:
Cualquier cosa menos aceptar que hay quien piensa diferente y que hasta tienen derecho a hacerlo ¿eh?¿Y los argumentos?
Por cierto, antes de que alguien se confunda, no estoy completamente de acuerdo con lo que se defiende con esa manifestación. Sin embargo hago lo que debería ser normal: escuchar sus argumentaciones, contrastarlas con mis propias opiniones y, en definitiva, utilizar la dialéctica social para mi propio enriquecimiento intelectual.
Lo que no puedo comprender es que por toda argumentación se utilice la reducción al absurdo de presentar unos eslóganes de manifestación, que son lo que son y tienen el valor que tienen en cualquier manifestación, como si eso fuese el verdadero argumentario en el que dicha manifestación se basa. Eso no es lógico.
Detrás de ese movimiento, que insisto, no es el mío, hay argumentos más serios que son dignos de ser escuchados y de ser rebatidos con más seriedad. Claro que si se parte de la base de que simplemente todo esto es el delirio de frenopático de unos fachas homófobos.. pues, en fin… ¡viva la democracia y libre contraste de ideas!



Respuesta en los comentarios del autor del engendro (no invento nada, de verdad):
No creo que se necesiten excesivos argumentos, es una manifestación de organizaciones religiosas que intentan interferir con decisiones civiles usando razonamientos que atentan contra los derechos de las personas.
Por mucho que lo quieran camuflar están en contra de que los homosexuales tengan una situción legal equiparable a la suya. Envidia y xenofobia.
Y además son una banda de horteras que serán capaces de ir coreando por Madrid una versión mariana de la chica ye ye.
Escrito por Junjan : Junio 16, 2005 07:48 PM


Y mi comentario final (es que entro a cualquier trapo, qué le voy a hacer)
“No creo que se necesiten excesivos argumentos”. Claro. ¿para qué, verdad?
“Es una manifestación de organizaciones religiosas”. 1.- Falso. 2.- Ha recibido el apoyo de más de mil organizaciones, muy diversas entre ellas. 3.- Aunque fuesen religiosas ¿por qué eso habría de incapacitarlas para reivindicar lo que les venga en gana?
“…intentan interferir con decisiones civiles…” ¿Estas organizaciones no son civiles?¿Dónde es que se concede el carnet de excelencia civil? Forman parte de la sociedad y, por tanto, tienen todo el derecho del mundo a tratar de influir en las decisiones legisltivas del Gobierno como cualquier otro colectivo. Si atendemos al número, ni que decir tiene que su legitimidad está muy por encima de la que puedan esgrimir los muy minoritarios colectivos gays que están a favor de esta ley de matrimonio homosexual (una parte de este colectivo tampoco está de acuerdo).
“…usando argumentos que atentan contra los derechos de las personas…”
1.-Es difícil que un argumento atente contra los derechos de las personas.
2.-En modo alguno realizan estos colectivos sociales peticiones que signifiquen la pérdida de derechos para nadie.
3.- Lo que defienden es que el bien jurídico que conocemos como matrimonio sólo es aplicable a un tipo de relación determinado que se da entre un hombre y una mujer.
4.- Argumentan que se trata de un bien jurídico más complejo que la mera relación sexual entre individuos y que está íntimamente relacionado con la procreación y la institución familiar.
5.- Si su argumentario pretende la negación de derechos, convendremos en que el mundo entero excepto una parte de la sociedad española y sus representantes políticos pretende lo mismo. Me parece un poco inmodesto, la verdad, preteder ser prácticamente los únicos “buenos” del mundo, pero allá cada uno.
6.-Lejos de ello, quienes se van a manifestar el proximo sábado, no se oponen a que se reconozcan determinados derechos a las parejas homosexuales (herencia, fiscalidad, pensiones, etc,…). Lo único a lo que aspiran es que esto se haga sin que este tipo de uniones se equipare al matrimonio, con lo cual se puede estar o no de acuerdo, pero que tampoco se puede decir que sea una aspiración como para enviarlos al manicomio. Varias países han regulado estos derechos sin hacer esta equiparación entre dos tipos de relación que son objetivamente disímiles, se quiera ver o no.
7.- También se opone a que las parejas de homosexuales puedan adoptar, lo cual también se debe poder defender sin que los expendedores de certificados de “auténticos demócratas” califiquen inmediatamente de fachas al personal. Es evidente que en la adopción a quien hay que proteger es al niño. Es el niño el que tiene derecho a unos padres, no los padres quienes tienen derecho a un niño. Y si se tiene la mínima honestidad intelectual se debe reconocer que los profesionales de la psicología y la pedagogía no se ponen de acuerdo sobre la influencia en los niños del hecho de ser criados por una pareja homosexual.Y habiendo la posibilidad de que esta influencia pueda ser negatva no deberían hacerse experimentos con niños. Por otra parte, es evidente que en la sociedad en que vivimos todavía hay una dificultad objetiva para los homosexuales y no se entiende que habiendo listas interminables de parejas que quieren adoptar se entregue al niño sabiendo que va a tener dificultades de todo tipo ¿O es que no se sabe que hay muchas posibilidades de que se conviertan en objeto de mofa en el colegio, por poner un ejemplo?¿Por qué hay que ponerlos en riesgo de que eso ocurra? ¿Para satisfacer a fulanita y fulanita o fulanito y fulanito que no pueden tener hijos propios no por una patología sino porque la Naturaleza dice que nanay?
“Envidia y xenofobia”. Claro, como no se necesita argumentar mucho, mejor decir bobadas. ¿Envidia?¿De qué?¿Xenofobia?Consúltese el Diccionario.
“…son una banda de horteras…”. Cada uno se retrata con los “argumentos” que utiliza. Ser hortera o elegante no tiene nada que ver con tener o no tener razón.
Desde luego, si esta es la opinión alternativa… qué miedo. Sectarismo, prejuicios, antidialéctica y, sobre todo, muy poca querencia democrática: eso es lo que se puede apreciar en esta alternativa opinión. Es verdad, es una alternatva: una alternativa a la democracia, al libre contraste de ideas entre personas libres, una alternativa al esfuerzo dialéctico, una alternativa al matiz, una alternativa a la educación y al respeto. En definitiva, una alternativa totalitaria muy poco deseable.
Hágame cambiar de opinión. Le reto. Deme unos cuantos argumentos que vayan más allá de decir que son unos fachas y unos horteras. Demuestre que es tan demócrata y valedor de los derechos de las personas como pretende. Proponga y no denigre. Saludos.
Escrito por egolandia69 : Junio 16, 2005 09:04 PM



En fin. Esto es un ejemplo de lo que es la progresía popular que se ha ido produciendo tras 40 años de propraganda demagógica en nuestro país, los fachaprogres. Qué cruz, señor, qué cruz.

13 comentarios:

Anónimo dijo...

Pues un tal Otis te ha puesto las pilas en la bitácora esa...

Anónimo dijo...

Te lo copio y pego:
---------------------------

Me llama la atención este párrafo:

“Es evidente que en la adopción a quien hay que proteger es al niño. Es el niño el que tiene derecho a unos padres, no los padres quienes tienen derecho a un niño. Y si se tiene la mínima honestidad intelectual se debe reconocer que los profesionales de la psicología y la pedagogía no se ponen de acuerdo sobre la influencia en los niños del hecho de ser criados por una pareja homosexual.Y habiendo la posibilidad de que esta influencia pueda ser negatva no deberían hacerse experimentos con niños.”

Con todo el respeto, usted habla de “posibilidad” y de “experimentos”, y ambas cosas me parecen demagógicas. Siguiendo la misma línea, dado que la mayoría de niños maltratados, o casi todos, o incluso todos, provienen de parejas heterosexuales, y que eso no es una “posibilidad” sino un “hecho”, ni un “experimento” sino un “resultado”, deberíamos prohibir no ya la adopción sino el tener niños a cualquier pareja, ¿no? Incluso en el caso de heterosexuales, el tener un niño es un “experimento” con “posibilidad” de que la criatura salga perjudicada… que nadie nace sabiendo ser padre o madre, oiga. Lo malo de los “animales racionales” es que hemos eliminado el instinto casi por completo. Ah, y desde luego que este razonamiento es también demagógico.

El adoptar no es cosa fácil ni rápida, ni siquiera para parejas heterosexuales. Antes se debe pasar por un durísimo proceso de selección y evaluación psicológica de los posibles progenitores para concederles la custodia de un niño huérfano. Pueden pasar meses o años (y de hecho pasan) hasta que se les concede. Los homosexuales tendrían que pasar por esas mismas pruebas, es más, seguramente tendrán menos posibilidades de adoptar precisamente por su orientación sexual. Ahora bien, si los evaluadores les consideran en un momento dado tan capacitados o más como una pareja heterosexual, ¿por qué no admitir que pueden? ¿Por miedo? ¿por desconocimiento? ¿por no saber qué va a pasar? Pues esas preguntas se pueden hacer igual para una pareja hetero… pero nadie se las hace, qué curioso.

Saludos.
Escrito por Otis B. Driftwood : Junio 16, 2005 09:26 PM

Anónimo dijo...

Ahivá, el otro también te ha contestado:
------------------------------------

“Ha recibido el apoyo de más de mil organizaciones, muy diversas entre ellas…”
De las cuales 998 no movilizan a nadie y dos, a saber la Iglesia Católica y el Partido Popular tienen todo el peso específico de la protesta.
Los mismos colectivos organizaron otras protestas que fueron realmente minoritarias. Sin el apoyo de la Iglesia y del PP, la protesta se quedaría en nada.
El matrimonio es un derecho. Los manifestantes piden que este derecho no se aplique a un determinado grupo de ciudadanos, sus argumentos son que la unión de dos personas del mismo sexo no es matrimonio, porque una característica del matrimonio es que no puede hacerse entre personas del mismo sexo. ¿Por qué? Por razones morales, ergo religiosas. Por lo tanto, y aunque no lo digan abiertamente, piden que las leyes se rijan por preceptos religiosos.
Envidia. Pues claro. Los homosexuales, ciudadanos que son considerados “parias” por parte de la sociedad (la parte de la sociedad que apoya la manifestación), han adquirido los mismos derechos que ellos creían exclusivos. Eso genera envidia, que como debías saber es la tristeza o pesar por el bien ajeno.
Xenofobia también. Porque esa misma parte de la sociedad considera que los homosexuales son ajenos a su mundo y con poco disimulo los odian.
Totalmente de acuerdo con el razonamiento de Otis sobre las adopciones.
Escrito por Junjan : Junio 16, 2005 10:37 PM

Pepa dijo...

Cantar la chica ye ye de eslogan es una horterada, y además la han cambiado y no rima...

Anónimo dijo...

Esto está bien:

"Los mismos colectivos organizaron otras protestas que fueron realmente minoritarias. Sin el apoyo de la Iglesia y del PP, la protesta se quedaría en nada."

Lo que no sé es por qué no da el paso natural y dice "sin mani no habría mani". ¿No sé qué narices tiene que ver el asunto? Además, minoritarios ¿respecto a las asociaciones de defensa de la familia de izquierdas? Es alucinante. No saben cómo decir que son pocos sin quedar con el culo al aire con el argumento de que "estamos defendiendo a una minoría como la de los homosexuales"

Pero hace aguas por todos los lados (es increíble cómo una frase ejemplifica toda la avería moral de la izquierda) Es como si en una previsible manifestación protestando contra el desastre sociata en el sistema educativo ¡nos dice que las asociaciones de padres o de profesores son minoritarias!

Respecto a las estadísticas. Simplemente se las inventan, las que yo conozco dicen lo contrario. No dan enlaces, como es habitual. Están en la agitación callejera ¡en Internet! y quedan como lo que son.

Mienten hasta cuando callan. Qué gente.

Dodgson.

Anónimo dijo...

Manifestación contra el aborto en Octubre 2004 (estimación de los organizadores 15.000 personas)
http://www.noticias.info/Archivo/2004/200410/20041025/20041025_37597.shtm

Anónimo dijo...

"Manifestación contra el aborto en Octubre 2004 (estimación de los organizadores 15.000 personas)"

Bien, ahora un millón, la derecha ha dicho basta por fin. A leches, pero aprenden.

Ahora sólo falta que los progres de medio pelo sepan las que les está colando ZP, con talante "por detrás y por delante" y se echen a llorar por la "oportunidad perdida" y la traición de la izquierda, como tantas veces antes.

Vengo diciendo que ZP está "pasando de vueltas" la máquina de la propaganda y que la iba a gripar. Es bueno que la derecha le ayude. Hasta que reviente el engendro de la propaganda que tienen montados.

Dodgson.

desecho dijo...

Previo
Creo que hace mal en usar el término fachaprogres. Usted, Xabier, es una persona razonable y sabe que ese término es un despropósito por demagógico. Lo que hay tanto entre la izquierda como en la derecha es incapacidad para argumentar sin acudir a consignas, falacias, etc. Nada nuevo bajo el sol de la racionalidad comunicativa. Lo que hace al acuñar o dar publicidad el término es seguir la corriente a los que creen poder meter en el mismo saco a todo aquel que no piensa como un conservador o más bien como el ínclito Jiménez. De paso hace un mal favor (del que yo también intento distanciarme) al término progresista, que en su vertiente liberal e ilustrada (antes de que llegara Lyotard y el postmodernismo) indicaba el entrañable deseo de alcanzar para el individuo la autonomía intelectual, la paz perpetua, la ciudadanía universal y el continuo perfeccionamiento. (espacio para la melancolía). Y por último continua con la mala costumbre de usar el término facha o fascista para cualquier cosa menos para su significación original.

Sobre la manifestación
Es cuestión de repetir una vez más que se están confundiendo planos de debate. A mi modo de ver hay cuatro planos de discusión que se están mezclando: (1) la consideración de la homosexualidad como una opción sexual legítima (2) la formación de familias con progenitores homosexuales (3) la adopción por parte de homosexuales y finalmente el que debería ser ell único punto de discusión (4) el matrimonio homosexual. Todo ello aderezado del conveniente enfrentamiento partidista a un día de las elecciones gallegas y con los problemas derivados del apoyo de la Conferencia Episcopal que vuelve a poner sobre el tapete sustanciosos asuntos sobre la separación entre la esfera privada de las creencias religiosas (pero a la vez con un componente público) y la esfera pública del debate ciudadano (que a su vez se asienta sobre motivaciones morales/religiosas de índole privado). A mi modo de ver las posturas son difíciles de conciliar sino se hace un mínimo de pedagogía democrática y se trata de anular el alcance de los derechos naturales tal como los entienden las asociaciones católicas (donde derecho natural equivale a imperativo biológico). El argumento de los que se oponen al derecho de los homosexuales al matrimonio hacen uso de un argumento circular de manual: el matrimonio equivale a unión entre hombre y mujer, ergo no puede haber matrimonio homosexual porque es una contradicción en los mismos términos. Claro que primero han decidido que el matrimonio sólo puede ser heteroparental. Y la excusa "natural" es insistir en que el matrimonio simplemente eleva a un plano jurídico lo que en la naturaleza es un hecho crudo: el fin de pareja es la reproducción. De esa forman olvidan que el matrimonio por encima de todo es una institución social y que "per se" no equivale a reproducción. Los que lo apoyan, por su lado, aducen que para ellos matrimonio sólo expresa la unión voluntaria entre dos personas mayores de edad, con lo que su ampliación a los homosexuales es fácil en la medida que simplemente es la extensión a un sujeto privado del derecho de ese derecho. A mi modo de ver las definiciones como matrimonio no deberían descansar en principios de derecho natural (y menos del derecho natural tal como lo entiendes algunas asociaciones católicas). En todo caso el derecho natural ilumina una idea de justicia que puede servir de orientación para la posterior elaboración de un marco legal positivo. (y aquí se reproduce un debate clásico entre partidarios del derecho natural, positivistas, contractualistas, neoconstitucionalistas, etc. del que uno desconoce casi todo). No me abstengo de aclarar que precisamente el núcleo del pensamiento sobre derecho natural o sobre una idea de justicia (pienso ahora en Rawls) trata precisamente de desprenderse de cualquier llamada a la base biológica, acude a la racionalidad como principio fundante de las relaciones entre sujetos y trata de sacar del ordenamiento de un Estado liberal los prejuicios morales privados.

Algunas refutaciones
Me tomo la libertad de contestar a algunos de los argumentos que expone en el post
1. Si bien es difícil que un argumento atente contra algo si se queda en el puro argumentar, su formulación sí tiene consecuencias. Como diría un pedante que acaba de descibir la teoría de los actos de habla. Si bien un enunciado no produce efectos en la mayoría de los casos existe un tipo, los enunciados performativos que enunciados en un contexto determinados produce efectosreales. Este tipo de enunciados del tipo (juro, dictamino, etc.) son en realidad acciones. En este caso, decir que un homosexual no tiene derecho a casarse es un acto de habla que aspira a ser performativo, es decir, aspira a que en realidad se prive de ese derecho a una persona.
2. Error. Si se concibe el derecho al matrimonio como derecho de cualquier persona a establecer un contrato de unión con la persona que libremente desee, los colectivos sociales que piden la negación del derecho al matrimonio al colectivo homosexual están pidiendo que se legitime una privación de derechos.
3. En efecto.
4. Error. El problema es que el bien jurídico del que hablan no necesariamente está ligado a la procreación.
5. Depende. Le recuerdo que la idea que expresa aquí es un argumento peligroso y bastante falaz. Sobre todo porque la homosexualidad hasta hace cuatro días era vista como una perversión y se negaba sistemáticamente la capacidad a dos personas del mismo sexo a quererse. Por tanto, el problema es de transformación histórica de la valoración social de la homosexualidad, con lo que es lógico que haya pocas sociedades capaces de reconocerlo. Con el mismo argumento que Ud. emplea en el s. XIX se hubiera prohibido el voto universal o posteriormente el voto femenino.
6.1 Por las declaraciones en foros, bitácoras etc, me temo que Ud. está pecando de ingenuo. Muchas de las personas que van a esa manifestación siguen viendo a la homosexualidad como un pecado, enfermedad, etc.
6.2. Igualmente, el matrimonio homosexual y heterosexual no son objetívamente disímiles, o mejor dicho, no son significativamente diferentes. La diferencia de sexos para los que defienden el matrimonio homosexual es un rasgo irrelevante, mientras que los que están en contra lo subrayan una y otra vez. Evidenciar esa disimulitud a diferencia relevante es como si Ud. me quiere decir que objetivamente el matrimonio entre una pareja de negros es distinta al de una pareja de blancos.
7. Me niego a mezclar asuntos distintos: si bien el matrimonio homosexual puede abrir las puertas a la adopción, con la ley en la mano no las abre. Esa discusión es otro debate.

Conclusión y cierre
Vuelvo a retomar el hilo de la discusión. Si bien nadie niega la legitimidad al PP, a la Iglesia Católica y a Hazte Oir para manifestarse, sí se cree conveniente:
(a) separar los niveles de discusión para evitar asociaciones demagógicas como mezclar la adopción homoparental con el matrimonio homosexual.
(b) resaltar el contexto en que esa manifestación se produce: una campaña auspiciada por el PP para hostigar al gobierno legítimamente elegido pero de signo político contrario en medio de una campaña electoral clave como las elecciones gallegas.
(d) insistir en el peligro de acudir a prejuicios morales legítimos pero privados para sostener nociones que incumben a todos los ciudadanos, es decir, el peligro de someter a la ciudadanía en su conjunto a los prejuicios morales católicos.

desecho dijo...

Post Scriptum
Igualmente creo que perpetra una conclusión desmesurada. Insisto en que me sorprende en Ud, por lo general mesurado y de opiniones juiciosas. ¿No será que se dejó llevar por el acaloramiento y la frustración que produce no encontrar un interlocutor cooperante en sus exigencias de crítica razonable? Mo me creo que si Ud. se relee el post serenamente no advierta que a partir de un sólo caso en una bitácora lanza una jeremieda mayúscula.

Xabier Cereixo dijo...

Uf, no deja títere con cabeza. En primer lugar sea usted muy bienvenido a esta su casa virtual, Sr. Desecho. Sabe que aquí son especialmente bien recibidos los discrepantes educados que se esfuerzan en la defensa de sus tesis empleando la cabeza para algo más que dar cabezazos. Esto en general. Y usted es bienvenido, en particular. Por ser vos quien sois, vaya. Un placer.
Veamos.
Quiero aclararle que mi opinión sobre el "matrimonio gay" (MG, en lo sucesivo, para facilitar la escritura) no se refleja en esta entrada de la bitácora. Su objetivo era otro. Le remito al blog donde se originó la discusión (La opinión alternativa). Dicho objetivo era el poner de relevancia que existe una muy extendida actitud dentro de la izquierda española que me parece totalmente antidemocrática que consiste en criticar la manifestación (como cualquier cosa que haga la derecha) desde una atalaya de hiperlegitimidad desde la cual se desprecian e ignoran los argumentos esgrimidos por los convocantes. A quienes se comportan de esta manera es a quien yo llamo los fachaprogres (volveremos sobre el término) y no a la izquierda en su conjunto (aunque pecaría de insinceridad si no reconociese que me cuesta mucho encontrar ejemplos de la izquierda que yo quisiera para mi país. He tratado de defender que, -usted debe saberlo- aunque no comparto buena parte del argumentario que fundamenta la citada manifestación, éste contiene ideas que en modo alguno se pueden calificar de homófobas, de fascistas o de irrelevantes. Se están manejando ideas de peso que distan mucho de ser absurdas y que si la izquierda nacional tuviese algo más de nivel intelectual en vez de presentar tan a menudo ese encefalograma plano del que, encima, presumen, lo que harían es lo que, por ejemplo, usted ha hecho en su amable e inteligente comunicación en mi humilde blog. Pretender que pueden hacer callar y desaperecer (en sentido figurado, pero también en sentido literal en los medios de comunicación, por ejemplo) simplemente, acusando a medio país de odiar a los homosexuales y de ser unos casposos inquisitoriales cuyo deseo real es que este país regrese a la edad media bajo la dictadura de una oligarquía formada por curas pederestas y ricachos comeniños, eso espuro fascismo. Había que escuchar al señor J. Millás hoy en La Ventana de la SER. Yo que ya no me sorprendo de lo que esta gente pueda decir o hacer sentí verdadera vergüenza ajena. Esto es la fachaprogresía, término que no niego es fuerte, pero que está más que justificado. Yo también apelo a su honestidad intelectual ¿de verdad no se ha percatado de que una parte muy considerable -dejémoslo ahí- de la izquierda española opina de esta manera acerca de la izquierda? ¿No ha escuchado nunca la SER?¿No ha visto nunca Las Cerezas?¿No tiene amigos que simplemente consideran al PP un nido de fachas hijos del franquismo?¿Es que no ha escuchado a mi paisano Pepiño Blanco a LLamazares o a Carod?¿No sabe nada de cierto pacto de Gobierno que esgrime vistosamente una cláusula que impide a l PSOE firmar ningun acuerdo con el PP en todo el territorio nacional?¿No ha oído la opinión que tiene de los obispos la vicepresidente del Gobierno?¿No ha visto nunca 7 vidas?
No creo que el término esté tan injustificado, máxinme en el momento que atraviesa este país.
Dicho lo cual, confesaré (usted tiene la rara habilidad de provocar estas cosas) he tenido mis dudas, y las sigo teniendo sobre si usar el neologismo o no. No tengo una opinión rotunda al respecto.
En fin, mañana la segunda parte.

desecho dijo...

Me perdonará que no me prodigue. Ando escaso de tiempo. Pero ya sabe que le tengo aprecio y le sigo, desde la educada discrepancia, claro :-).
He contestado en la bitácora La opinión alternativa. Confieso que no la había leído antes de contestar en la suya. Expongo ahí lo que buenamente creo poder decir de este pequeño rifirrafe.
Por cierto. Créame. Lo que a veces se llama izquierda es muy heterogénea, y claro que hay mucho cafre suelto y mucho bruto, pero también hay vida inteligente. Por eso considero peligroso dar cancha a ideas simplistas que puedo disculpar en otros, pero que en Ud. me extrañan. Por ejemplo, en lo que Ud. denomina "hiperlegitimidad de la izquierda". Es una idea que procede de Jiménez y a todas luces me parece falsa. Hombre, soberbios los hay en todas partes, pero no me parece que los haya más que en otros lares, por ejemplo, entre el ámbito de los votantes conservadores observantes de la Obra. También es cierto que yo me crié en Cataluña donde la hiperlegitimidad la ostentaba CiU (que hasta donde yo sé es centro-derecha).
Le confesé en otra ocasión que uno es (bueno, se considera) un (mal)cristiano de izquierdas (o lo que sea), por eso vivo con especial zozobra el asunto del matrimonio homosexual, porque lo vivo a muchos más niveles que el conjunto de la ciudadanía (magisterio eclesial vs autonomía de la conciencia, autoridad papal vs. doctrina conciliar, teología restauradora vs. nuevos paradigmas teológicos, matrimonio como sacramento vs. matrimonio como institución civil, etc.) con lo que simpatizo de forma espontánea con personas que viven en carne propia el hecho de no pensar siempre como se le dice que deben pensar. Y sí, le confieso que me enfada mucho (aunque como después soy muy redicho no se me nota) muchas de las cosas que se dicen, por ejemplo, ese panorama que Ud. también describe. Pretender que pueden hacer callar y desaperecer (en sentido figurado, pero también en sentido literal en los medios de comunicación, por ejemplo) simplemente, acusando a medio país de odiar a los homosexuales y de ser unos casposos inquisitoriales cuyo deseo real es que este país regrese a la edad media bajo la dictadura de una oligarquía formada por curas pederestas y ricachos comeniños (y acto seguido yo añadiría) eso es pura demagogia o populismo o similar. Me parecen términos más adecuados.
Le reconozco que a veces se me cuelan en el tímpano Llamazares, Blanco o Carod pero después creo que mi cuerpo los expulsa como cerumen. No les suelo prestar más atención que la que merecen. Y más que 7 vidas (que nunca veo) a veces leo Escolar, o La Pagina definitiva y compruebo el nivel. Incluso, la carne es débil, me contagio y hago algún comentario breve y demagógico. Ruego me disculpe si los lee, le prometo que a la mínima que se me invita a razonar lo hago con dedicación y compostura.
Me gustaría concluir afirmando mi optimismo sobre las conversaciones entre adversarios ideológicos. Sinceramente creo que si se hace una invitación a que la gente razone, en su mayoría, la gente razona más articulada y sensatamentemente de lo que parece. O al menos en un contexto tan distanciador como el de una bitácora. Y además se muestra receptivo cuando hay lógica argumental por en medio (sucede tanto a derechas como a izquierdas) Aunque claro, no siempre contamos con tiempo para poder hacerlo como se merece. Y también, siempre hay los que son enemigos de desgastar las neuronas.
Un saludo.

Roberto Iza Valdes dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Cheat Hacker dijo...

You are so interesting! I do not believe I've read something like this before.
So wonderful to discover someone with genuine thoughts on this issue.

100 works for me:
Click Here GTA 5