domingo, diciembre 10, 2006

Volverán los brillantes demagogos (divertimento en verso)

Os traigo hoy, amables lectores, un pequeño divertimento en verso que versa sobre los repartidores de carnés de demócratas. Ya sabéis, estos muchachos, tan abundantes en progrelandia, con la palabra facha siempre a punto de caérseles de la boca, los que creen que el liberalismo es un extremismo reaccionario y fascista que crea pobreza y prolonga las desigualdades; estos que creen que no hay nada más perverso que una persona inteligente (e incluso buena) pero liberal o conservadora, ni nada tan estúpido como un obrero de derechas; esta gente, en defintiva, que cree que la izquierda mea colonia santa y la derecha veneno radioactivo que vierte sobre los obreros, los pobres del Tercer Mundo, la Ecología de Gaia, las mujeres maltratadas, los gays...
Va por ustedes, compañeros que comparten con un sevidor el suplicio cotidiano de la letanía de la izquierda hiperlegitimada.


Volverán los brillantes demagogos

Volverán los brillantes demagogos
con palabras a la plebe a desarmar,
mostrando el bello brillo de sus Rolex
cual Luz de la Verdad;
pero cuentas, cajas fuertes e influencias
por las que tanto han tenido que trepar
esas con las que salvan tantos pobres
esas... ¡no las verás!

Volverán los tocados con la Gracia
a dar serias lecciones de moral,
señalando quién es bueno y quién facha
en exclusividad;
pero esperar un buen razonamiento,
un argumento sin mediocridad
que te explique el porqué de su desprecio,
eso... ¡no lo verás!


Volverán a apuntarte con el dedo
por extremista neoliberal
y por mucho que ames la democracia
no, no te absolverán;
pero eso con lo que un día soñaste
todo un mundo de hombres en libertad
no impedirán que un día se logre, esos
¡Hijos del Capital!

No hay comentarios: